Monopolio Ordinario

¿Qué es un Monopolio Ordinario?

El monopolio ordinario es una situación en el mercado en donde existe un único ofertante, en el cual el precio del producto o servicio es único y elevado, ya que, para el monopolista, es más conveniente aumentar el precio, incluso si eso implica una reducción de unidades vendidas.

monopolio ordinario

Pues, sucede lo contrario que, en una competencia perfecta, donde la cantidad ofertada y demanda influye en el precio de venta, hasta alcanzar un precio aceptable para ambas partes; en este monopolio ordinario la cantidad de unidades vendidas es menor al de sí se tratara de un mercado de competencia perfecta, debido al aumento de precio.

Sin embargo, el incremento de precio de las unidades, compensa la perdida de demanda, dicho, en otros términos, si una empresa aumenta el precio de oferta un 15 % y con ello, pierde solo un 4 % de la demanda, igual estaría ganando.

Pues, al ser el único ofertante, los demandantes no tienen más opciones para elegir, y se ven forzados a comprar a ese precio, o dejar de consumir dicho producto o servicio, por lo que la perdida de demanda no resulta ser significativa.

El efecto sobre el precio en un monopolio ordinario es contrario a un monopolio de discriminación de precio, donde se ofertan las mismas unidades a diferentes precios.

Muchos países, en sus legislaciones, establecen medidas para proteger a los consumidores o demandantes de este tipo de monopolios, mediante medidas regulatorias, como el establecimiento de un precio máximo de venta.

Características de monopolio ordinario

Las características de este tipo de monopolio, son las siguientes:

  • El precio de oferta es único y elevado.
  • El monopolista no toma en cuenta el precio aceptable que está dispuesto a pagar el demandante, por ende, se crea una competencia imperfecta que causa una disminución de la demanda al aumentarse el precio de venta.
  • Para determinar un precio a cobrar que compense la pérdida de demanda, la empresa monopolista determina un precio donde el ingreso marginal y el costo marginal son iguales.
  • El precio de venta es más elevado al de un mercado de competencia perfecta.
  • En el punto de equilibrio de este mercado, la cantidad de unidades vendidas es inferior a la cantidad de unidades que se vendieran si se tratara de un mercado de competencia perfecta.
  • En este mercado ordinario se mantienen una curva inelástica de la demanda, puesto que, al no haber competencia ni productos sustitutos, la demanda se mantiene casi inalterable ante el aumento del precio del producto o servicio ofertado.

Ejemplos de monopolios ordinarios

  • El ejemplo más evidente, se puede observar en aquellas localidades donde existe una única empresa de servicios de alojamiento en un determinado mercado; pues al no tener competencia puede aprovechar esa ventaja para incrementar el precio del servicio, y aun cuando no todas las habitaciones sean arrendadas, las unidades que si logran ser alquiladas compensan con su precio la perdida de huéspedes.
  • Una empresa de telecomunicaciones que ofrece servicios de internet en un mercado donde no hay otras empresas ofertantes, al ser esta la única empresa ofertante puede subir el precio único del servicio, y los demandantes aun cuando les parezca un precio excesivo seguirán demandando, solo un pequeño porcentaje dejara de demandar el servicio.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.